Localización y control de calidad 101

Lo prometido es deuda. Comienzo la serie de entradas sobre los distintos perfiles del traductor-intérprete por uno de los roles más atractivos y (buenas noticias) en auge hoy día: la localización.

¿En qué se diferencia de la traducción? Aunque a menudo resulte difícil establecer límites entre la localización y la traducción, es imprescindible tener en cuenta la razón de ser de la primera: se trata de la adaptación lingüística y cultural de un producto a un mercado concreto. Este proceso, compuesto por varias fases, involucra no solo elementos textuales (gramática, ortografía, convenciones ortotipográficas), sino también la adaptación de elementos extralingüísticos, por lo que resulta imprescindible tener un amplio conocimiento de la cultura meta. En lo que concierne la interfaz del producto, tampoco debe descuidarse la adaptación de gráficos, audio o distintas convenciones de teclado, entre otros muchos detalles.

Localization is the process of taking a product and making it linguistically and culturally appropriate to a given target locale (country/region and language) where it will be used.

La definición anterior, acuñada por la ya extinguida LISA (Localisation Industry Standards Association), hace referencia al proceso de localización aplicado a un determinado «producto». En líneas generales, los productos involucrados en procesos de localización son tres: programas informáticos (software), videojuegos y páginas web. Asimismo, estos productos pueden presentar material de distinta naturaleza (técnico, humorístico, pedagógico, editorial), en multitud de formatos (texto, gráficos, subtítulos, doblaje) y plataformas (PC/Mac; consolas/aplicaciones móviles; CMS).

Dada la multitud de aspectos involucrados en el proceso de localización, se argumenta a menudo la necesidad de implantar esta serie de consideraciones desde las fases iniciales de desarrollo del producto. De este modo, la localización está íntimamente ligada a la internacionalización, cuyo objetivo es desarrollar productos que faciliten la creación de posteriores versiones localizadas del mismo.

Finalmente, se lleva a cabo el control de calidad para asegurar que el producto funcione de manera adecuada. Esta última fase puede incluir, entre otras, tareas como la comprobación de estándares de nomenclatura (terminología, guías de estilo), de aspectos lingüísticos (contexto, ortografía, gramática) y extralingüísticos (sincronización de audio e imagen).

En resumen:

¿Qué hace falta para ser localizador? ¿Qué hace falta para ser localizador?

  • En primer lugar, es indispensable contar con un nivel alto de inglés. Probablemente sea el idioma en el que debas desenvolverte.
  • … Sin olvidar un conocimiento exhaustivo de tu propia lengua y cultura.
  • Buen manejo de herramientas de ofimática.
  • Ser meticuloso hasta el más mínimo detalle: no es raro que el localizador trabaje con archivos que contengan etiquetas o tags referentes a distintos lenguajes de programación.
  • Por ello, resulta indispensable tener una visión general sobre cómo se estructura el contenido de estos productos para así poder determinar qué partes del texto deben ser traducidas y cuáles no.

Tampoco estaría de más... Tampoco estaría de más...

  • Manejar herramientas dedicadas a la localización. Por ejemplo, SDL Passolo o Alchemy Catalyst.
  • Conocer el sector o producto en el que nos queramos especializar, así como experiencia en distintas plataformas de uso.
  • Ideal: nociones básicas de programación.

Y, ¿dónde busco trabajo de localizador? Y, ¿dónde busco trabajo de localizador?
 Depende, por supuesto,  del producto o productos en los que te interese trabajar. Algunas sugerencias para empezar:

Si os habéis quedado con ganas de más... Si os habéis quedado con ganas de más...


Y esto es solo una pincelada general del tema. Seguro que me dejo algo atrás. ¡Espero vuestras sugerencias y comentarios! :)

10 Thoughts on “Localización y control de calidad 101

  1. ¡Hola Ana!

    Me parece una entrada super interesante. Hace tiempo publiqué también un minicurso 101 sobre el tema pero me parece que tú has empezado mucho mejor y con una orientación más adecuada, así que adelante a más entradas!!! :)

  2. Estupenda presentación de esta especialidad y muy buena recopilación de datos Ana.
    ¡Saludos!

  3. ¡Vaya, menuda exhaustividad!

    Felicidades por la entrada, me ha parecido muy interesante.

    ¡Saludos!

  4. Una entrada muy buena y muy bien explicada. Gracias por la mención y por incluirme en la lista de «imprescindibles». :)

    Solo tengo un comentario que añadir. Lo del CMS, no estoy yo muy segura si considerarlo como plataforma… Es una plataforma, sí, pero que se utiliza para codificar páginas web. Es como considerar wordpress o blogspot una plataforma al mismo nivel que la Xbox i el iPhone… De todas formas, como estoy segurísima que has investigado sobre esto, me interesaría saber más. A lo mejor la industria sí que lo considera dentro del grupo de “plataformas” per se (entiéndase por plataforma, el formato o código que diferencia un dispositivo de otro y que, por tanto, requiere diferente codificación). Así que, si aún tienes el enlace por ahí, pásamelo, please :) Asias.

  5. Patricia Díaz on 08/03/2012 at 5:42 pm said:

    Una entrada magnífica. Gracias por compartir toda esta información.

    ¡Saludos!

  6. Pingback: Dos semanas en EA Campus | No disparen al traductor

Deja un comentario

Post Navigation